Estado no cumple con obligaciones de protección animal en zoológicos y parques - Runrunes
Estado no cumple con obligaciones de protección animal en zoológicos y parques
Inadecuada alimentación y falta de personal afecta a los espacios con fauna en el país 

@franzambranor

En Venezuela hay alrededor de 20 zoológicos públicos y privados que no escapan a la crisis humanitaria compleja. 

Los animales en resguardo también deben lidiar con la situación económica por la que atraviesa el país desde que la administración de Nicolás Maduro se instaló en el poder.  

A finales de febrero, una cadena de WhatsApp se extendió a las redes sociales con una supuesta fuga masiva por hambre de monos del zoológico Las Delicias en Maracay.

La información fue desmentida a El Pitazo tanto por vecinos del barrio El Camoruco, al norte de la capital aragüeña, como por la directora del Ministerio de Ecosocialismo del estado, Carmen Cannata.    

Asimismo, Marlene Sifontes, secretaria de organización del sindicato unitario nacional de empleados del Instituto Nacional de Parques (Inparques) sostuvo que aparentemente solo se trataba de un espécimen que hizo desmanes en los alrededores del zoológico. 

Sifontes sostuvo que si bien la información correspondiente a los monos en Maracay no es cierta, la situación de los animales en cautiverio no es ajena a la del país en general.  

Ni siquiera hay personal

La dirigente sindical indicó que en el caso de Las Delicias, el espacio fue entregado en concesión por Inparques a la gobernación de Aragua durante el periodo del gobernador Tarek El Aissami (2012-2017) para una remodelación que aún no ha concluido.

Sifontes expresó que además de la inadecuada alimentación, los zoológicos y parques recreacionales en Venezuela se han visto afectados por la diáspora y la partida de personal calificado debido a los sueldos miserables. “Calculo que la nómina ha bajado en 50%”.  

Mientras múltiples factores afectan la fauna en cautiverio venezolana, el fiscal general de la República designado por la extinta asamblea nacional constituyente, Tarek William Saab, introdujo en la Asamblea Nacional chavista a finales de febrero de este año el proyecto de Ley para la defensa del ambiente y contra el maltrato animal.

En 2010, la Asamblea Nacional aprobó la Ley para la protección de la fauna doméstica libre y en cautiverio. En el artículo 127, dicha ley reza que “el Estado protegerá el ambiente, la diversidad biológica, los recursos genéticos, los procesos ecológicos, los parques nacionales y monumentos naturales y demás áreas de especial importancia ecológica”. 

Por su parte, el artículo 478 del Código Penal dice que “el que sin necesidad haya matado un animal ajeno o haya causado algún mal que lo inutilice, será penado por acusación de la parte agraviada, con arresto de 8 a 45 días”.  

“La ley para la protección de fauna doméstica y en cautiverio es bastante amplia y está concebida bajo la aplicación de una buena técnica legislativa”, dijo el abogado constitucionalista, Juan Manuel Raffalli. 

El abogado indicó que es posible que William Saab esté dando un carácter penal a la normativa, en vista que la Ley para la protección de la fauna doméstica libre y en cautiverio básicamente abarca sanciones administrativas. “Creo que lo adecuado ha debido ser una reforma de la ley anterior, ampliar lo que es el maltrato animal y asignar las competencias de la Fiscalía en ese aspecto”.  

Hambre e inadecuados cuidados 

La sindicalista Marlene Sifontes expresó que los animales que han muerto en cautiverio en los zoológicos de Caracas los ha afectado el hambre y el descuido de quienes están a cargo. 

Sifontes dijo que luego del fallecimiento de la elefanta Ruperta en el zoológico de Caricuao en junio de 2018, la alimentación de los animales en ese recinto ha mejorado. “Lo de Ruperta encendió las alarmas y los hizo tomar conciencia”.

Ruperta murió de inanición a los 48 años. De acuerdo al periódico español El Mundo, el animal debía ingerir 135 kilogramos de comida al día y apenas recibía 10. Antes de su fallecimiento, un zoológico en Brasil había solicitado su traslado, pero las autoridades gubernamentales se negaron. 

El pasado 21 de abril de 2020, falleció “Kalíope”, una nutria que habitaba en el Parque del Este; aunque las autoridades del recinto nunca emitieron una declaración oficial al respecto se presume que el animal pereció por la falta de cuido y adecuada alimentación en medio de la cuarentena por la Covid-19.

“No cualquiera puede encargarse del cuidado de un animal en cautiverio, deben ser personas especializadas”, indicó Sifontes, quien aseguró que actualmente el Parque del Este carece de un veterinario.

Sifontes manifestó que aunque los obreros del Parque del Este trabajan con mística y dedicación no poseen la debida preparación para asumir estas tareas.  

Los olvidados de la pandemia

“Durante el inicio de esta contingencia por el coronavirus no iba todo el personal y eso dificultó las cosas, actualmente tanto al zoológico de Caricuao como al Parque del Este si asisten los trabajadores pese a los sueldos y los problemas de transporte y movilidad, la mayoría está ahí por amor a lo que hacen”, indico Sifontes.   

Sifontes aseguro que a raíz del escándalo de la muerte de Ruperta, en Caricuao han aprobado los recursos para la compra de alimentos. “Entiendo que incluso hay un convenio con el Hipódromo de La Rinconada para que los caballos que sacrifican sean dados como alimento a los felinos”. 

Sifontes sostuvo que cada día son menos los animales que habitan en los zoológicos y parques recreacionales por la falta de recursos e imposibilidad de reposición. “En el Parque del Este había una variedad de pájaros, pero ya quedan pocos, aunque parezca extraño lo más difícil de gestionar es el alpiste”.

Sifontes aseveró que actualmente no hay información oficial del número de animales que se encuentran bajo responsabilidad del Estado en zoológicos de Venezuela.  

Contra viento y marea

Desde 1963, la familia Pantin ha sido responsable del zoológico “Leslie Pantin” en la vía hacia Rosario de Paya, cerca de Turmero en el estado Aragua.

Federico Pantin, director del zoológico, indicó que hacen grandes esfuerzos por mantener abierto el legado de su padre.  

“Por supuesto que requiere un esfuerzo y una manutención especial, hoy en día todo está caro, especialmente las verduras y las frutas para los animales”. 

El zoológico cuenta con unos 400 animales de unas 40 especies de fauna venezolana, custodiados por tres veterinarios y dos guardaparques. “Hay veces que la Guardia Nacional nos trae animales salvajes decomisados y en otras personas nos llaman porque tienen a estos especímenes en sus casas”. 

Pantin aseguró que en una época se vieron en aprietos por la escasez de medicinas para los animales, pero que actualmente se están consiguiendo obviamente a precios elevados.

El espacio tiene como meta sustentarse con visitas guiadas, pero también están abierto a donaciones. “Trabajamos de lunes a domingo con grupos de 10 personas”, dijo Pantin.

Sostuvo que durante el inicio de la pandemia estuvieron cerrados y abrieron nuevamente en noviembre de 2020. Hoy en día solo trabajan en las semanas de flexibilización.    

FacebookTwitterLinkedInShare